Aplicaciones de ATLAS.ti en la elaboración colaborativa de políticas institucionales: Orientaciones Políticas del Conglomerado Financiero Banco Popular y de Desarrollo Comunal de Costa Rica

October 29, 2014

Autor: Marvin Rodriguez Vargas

Introducción

El Conglomerado Financiero Banco Popular y de Desarrollo Comunal es un grupo financiero costarricense, de carácter público no estatal. Fue creado en 1969 con el propósito primordial de coadyuvar a la inclusión financiera de las poblaciones y sectores productivos vulnerables, y fomentar proyectos de desarrollo local a escala nacional. El Banco es propiedad de la población trabajadora de Costa Rica. Todo asalariado aporta un 1% mensual de su salario al fondo de trabajo, lo que crea la figura de copropiedad. Con el fin de que los trabajadores y las trabajadoras pudieran incidir en la participación de las utilidades y el gobierno de la institución, en 1986 se creó la Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras, órgano colegiado que se integra con doscientos noventa delegados y delegadas, provenientes de diez sectores sociales. La ley orgánica deposita en la Asamblea dos potestades: orientar la política general del Banco y nombrar cuatro de siete directores que integran la Junta Directiva Nacional (Asamblea Legislativa de Costa Rica, 1969; 1986; Mora, 2002).

En atención a este mandato, entre octubre 2013 y junio 2014, el equipo de asesores técnicos de la Asamblea acompañó a los delegados y delegadas en la formulación de las orientaciones políticas que guiarán el quehacer del Banco durante el cuatrienio 2014-2018. Dichas políticas, intituladas Construyamos desarrollo con equidad, fueron aprobadas por el Pleno de la Asamblea el 21 de junio de 2014. En el siguiente acápite se exponen las diversas etapas de este proceso y el papel de ATLAS.ti en ellas.

La construcción colaborativa de políticas institucionales: intereses diversos, una meta común.

Una de las premisas de partida de este proceso es la multiplicidad de intereses particulares pero al mismo tiempo interrelacionados que confluyen en la Asamblea, y que la convierten en uno de los foros deliberativos más importantes de la sociedad civil organizada. Esta se constituye con doscientos noventa delegados y delegadas, diseminados por todo el país, que provienen de diez sectores sociales, a saber:

  1. Asociaciones de Desarrollo de la Comunidad
  2. Asociaciones Magisterio Nacional
  3. Asociaciones Solidaristas
  4. Cooperativas de Autogestión
  5. Cooperativas Tradicionales
  6. Sindicatos Confederados
  7. Sindicatos No Confederados
  8. Trabajadores Artesanos
  9. Trabajadores Independientes
  10. Trabajadores Profesionales

En la estructura de gobierno institucional, a la Asamblea le sigue en orden de jerarquía la Junta Directiva Nacional, integrada por siete directores, cuatro nombrados por la Asamblea y tres por el Poder Ejecutivo. Esta tiene la atribución de traducir la orientación política general emanada de la Asamblea en políticas puntuales. Por su parte, la Gerencia General Corporativa administra el Conglomerado e implementa las políticas.

Si bien la ley orgánica dota a la Asamblea con la potestad de definir las orientaciones generales, se optó por un modelo de construcción colaborativa de la política (collaborative policymaking, Innes & Booher, 2003, p. 35), basado en una amplia consulta a los integrantes de la Asamblea, a líderes de organizaciones sociales, y a las principales jefaturas administrativas. El involucramiento de las jefaturas se realizó con el fin de sentar las bases que posibiliten el alineamiento corporativo –esto es, la correspondencia de los instrumentos de planificación estratégica del Conglomerado con los grandes lineamientos políticos– y la futura disponibilidad de los flujos de información que alimentan los sistemas de evaluación y monitoreo permanente. En el diagrama 1 se resumen las principales etapas de este proceso.

Figura 1. Etapas de formulación de las Orientaciones Políticas 2014

Figura 1. Etapas de formulación de las Orientaciones Políticas 2014

Fuente: Elaboración propia. Nótese que los puntos I (Alineamiento corporativo) y VI (Sistema de evaluación y monitoreo) se encuentran interconectados y, a su vez, subsumen el resto de fases del proceso, esto por cuanto operan como las etapas que garantizan la implementación de las Orientaciones de acuerdo a la estructura de gobernanza, los flujos de información que alimentan el sistema de evaluación y los mecanismos de rendición de cuentas.

Diseño de instrumentos y etapa de recolección de insumos

Para el diseño de los instrumentos de recolección de insumos se partió del enfoque conceptual de la sostenibilidad corporativa. Según la define el Dow Jones Sustainability Index, esta representa “[…] un enfoque de negocio que persigue crear valor a largo plazo para los accionistas mediante el aprovechamiento de oportunidades y la gestión eficaz de los riesgos inherentes al desarrollo económico, medioambiental y social” (citado por Andreu y Fernández, 2011, pp. 5-6). Así las cosas, hubo dos preguntas generadoras con base en las cuales se trabajó:

  • ¿Cuáles son los principales desafíos económicos, sociales y ambientales, a escala institucional, nacional e internacional, que enfrenta nuestra organización?
  • ¿En esta coyuntura, cuáles son las posibilidades del Conglomerado para generar valor para sus copropietarios, incidir en el desarrollo socioeconómico del país, y reducir la huella ambiental institucional y nacional?

Como se puede apreciar, las preguntas generadoras definen tres ámbitos (económico, social y ambiental), y dos niveles de aplicación de las políticas (institucional y nacional). Con base en este sencillo pero eficaz modelo teorético, se realizó la consulta a las partes interesadas mediante diversos talleres (siete en total), celebrados entre octubre 2013 y abril 2014. El trabajo grupal y discusiones plenarias llevadas a cabo en estos talleres fueron grabadas y transcritas, para posteriormente ser incorporadas a una unidad hermenéutica en ATLAS.ti.

Análisis, síntesis y validación de los insumos

Las matrices derivadas de los talleres, junto con la transcripción en extenso de las discusiones plenarias de los siete talleres de consulta y validación, se organizaron como familias de documentos primarios, para facilitar la aplicación de filtros durante el análisis.

Figura 2. Familias de documentos primarios creadas durante el análisis.

Figura 2. Familias de documentos primarios creadas durante el análisis.

Con base en el modelo analítico derivado del concepto de sostenibilidad corporativa, se crearon diversos códigos (a priori codes), para aglutinar en ejes temáticos los diversos tópicos identificados en el análisis inductivo.

Conforme se fueron realizando los talleres, se progresó en la codificación de los insumos. Después de la realización del sexto taller, se identificó que se había alcanzado un punto de saturación, por lo que se procedió a organizar los distintos temas según los ámbitos y niveles de organización de las políticas.

Figura 3. Red de códigos agrupados bajo la categoría Fortalecimiento institucional, y las subcategorías económico institucional, social institucional y ambiental institucional.

Figura 3. Red de códigos agrupados bajo la categoría Fortalecimiento institucional, y las subcategorías económico institucional, social institucional y ambiental institucional.

Figura4

Figura 4. Red de códigos agrupados bajo la categoría Fomento Desarrollo Nacional, y las subcategorías económico nacional, social nacional y ambiental nacional.

Figura 5. Red de códigos agrupados bajo la categoría Ejes Transversales, y las subcategorías equidad, innovación, desarrollo local y alineamiento corporativo.

Figura 5. Red de códigos agrupados bajo la categoría Ejes Transversales, y las subcategorías equidad, innovación, desarrollo local y alineamiento corporativo.

Figura 6. Consolidación de los tres núcleos de las orientaciones políticas, con sus ámbitos y temáticas. Esquema elaborado en MindManager.

Figura 6. Consolidación de los tres núcleos de las orientaciones políticas, con sus ámbitos y temáticas. Esquema elaborado en MindManager.

Para preparar la versión preliminar de las políticas y someterla a validación y retroalimentación de los participantes del proceso, se llevó a cabo un procedimiento artesanal, en el cual se trabajó con base en las salidas (outputs) de cada código, los cuales fueron revisados grupalmente por el equipo de asesores técnicos en diversas sesiones de trabajo, para ser sintetizados en lineamientos políticos. Este ejercicio fue sumamente importante, pues debía respetar tanto la estructura de gobernanza del Conglomerado –la Asamblea no puede dictar políticas puntuales, o decir a la Junta Directiva Nacional o la Administración qué debe hacer y cómo– y los aportes surgidos del proceso consultivo.

En otras palabras, dichas sesiones de trabajo sirvieron para realizar una especie de traducción de los aportes de delegados y delegadas, los cuales solían ser muy específicos y se inmiscuían en el nivel operativo, para posicionarlos en un nivel más general y abstracto, en el plano de la orientación estratégica de la institución.

Con el fin de identificar categorías emergentes, se realizó un conteo de términos a través de la herramienta Word Cruncher, cuya tabla de frecuencias en Excel ayudó a constatar que las palabras que más se repetían (por ejemplo, desarrollo, comunidad, crédito), ya habían sido incluidas dentro de los códigos previamente creados.

Una vez culminada la lista de lineamientos y habiendo confirmado que no había categorías emergentes, se preparó un informe preliminar, con base en el cual se trabajó en el marco de un taller de validación con los delegados y las delegadas para recoger sus observaciones, las cuales fueron incorporadas al documento.

El documento con las correcciones incorporadas fue sometido a la aprobación del Pleno de la Asamblea, el sábado 21 de junio de 2014 en su Sexagésimo Tercera Sesión Plenaria, y aprobado por unanimidad. El texto completo puede consultarse en la página web del Banco Popular y de Desarrollo Comunal.

Conclusiones

A lo largo de este proceso de elaboración colaborativa de políticas, el software ATLAS.ti fue una herramienta esencial, la cual posibilitó garantizar los principios metodológicos de participación, autenticidad, transparencia y rigurosidad, los cuales sustentan este proceso y le dotan de legitimidad frente a las partes involucradas. Asimismo, permitió equilibrar los principios de representatividad y proporcionalidad, y administrar las dimensiones técnica y política del proceso. Finalmente, el exhaustivo análisis de los insumos emanados de la etapa consultiva a través de esta herramienta, junto con el diagnóstico socio-económico de los contextos internacional, nacional e institucional, derivaron en un instrumento de política institucional que responde verdaderamente a la multiplicidad de intereses representados en la Asamblea y contempla las potencialidades de la institución para contribuir al desarrollo nacional.

Referencias

Andreu, A. y Fernández, J.L. (2011). De la RSC a la Sostenibilidad Corporativa: una evolución necesaria para la creación de valor. Harvard Deusto Business Review, 207, pp. 4-21.

Asamblea Legislativa de Costa Rica. (1969). Ley No. 4351: Ley Orgánica del Banco Popular y de Desarrollo Comunal. Sistema Costarricense de Información Jurídica. Sistema de consulta en línea en: http://www.pgrweb.go.cr/scij/

Asamblea Legislativa de Costa Rica. (1986). Ley No. 7031: Reforma Ley Orgánica del Banco Popular y de Desarrollo Comunal. Sistema Costarricense de Información Jurídica. Sistema de consulta en línea en: http://www.pgrweb.go.cr/scij/

Innes, J. & Booher, D. Collaborative policymaking: governance through dialogue. In: Hajer, M. & Wagenaar, H. (Eds.). (2003). Deliberative Policy Analysis. Understanding Governance in the Network Society (pp. 33-52). United Kingdom: Cambridge University Press.

Mora Alfaro, J. (2002). El Banco Popular y la sociedad costarricense: una interpretación histórico social. Costa Rica: Asamblea Nacional de Trabajadores del Banco Popular y de Desarrollo Comunal.

Sobre el Autor

DSC_3859Marvin Rodríguez Vargas es Licenciado en Sociología por la Universidad de Costa Rica. Su tesis de grado se tituló “Graffiti artístico en Costa Rica: una mirada sociológica”. Ha trabajado en proyectos de investigación en el Instituto de Investigación en Educación de la Universidad de Costa Rica (INIE-UCR) y en la Vicerrectoría de Investigación de la Universidad Estatal a Distancia, relacionados con el uso de tecnologías de información y comunicación en procesos de enseñanza-aprendizaje, el impacto de la agenda política de organismos multilaterales en la definición de políticas educativas a escala nacional, y los programas de transferencias monetarias condicionadas. Labora actualmente en Costa Rica para la Asamblea de Trabajadores y Trabajadoras del Conglomerado Financiero Banco Popular y de Desarrollo Comunal, en calidad de asesor en temas políticos y sociales, y gestor de los procesos de formulación de la orientación política de dicho Conglomerado. Marvin es también consultor en metodología cualitativa y análisis de datos con el apoyo de ATLAS.ti.